Esta especie es oriunda de la provincia de Buenos Aires y su presencia en el lugar se debe a su desplazamiento, motivado por  alteraciones en su hábitat natural que debido al ambiente abierto y vegetado del Country presenta un buen refugio para ellos. 

La metodología consiste en capturar los ejemplares a través de la instalación de trampas de captura para ejemplares vivos como indica la foto, que luego son trasladados para ser reinsertados en su ambiente natural. 

Esta actividad la está realizando Fauna de la Provincia de Buenos Aires dado el conocimiento tanto en el manejo de las especies como  de los lugares donde los ejemplares deben ser liberados. 

Una de las principales variables a tener en consideración es que no trabajamos se está trabajando con métodos cruentos (Captura con cepos, Cebos tóxicos, Trampas lazos, etc.) ya que ello no contribuye a mantener la relación equilibrada entre el hombre y la naturaleza. 

Las trampas son instaladas con cebos atrayentes (Consiste en carne) en lugares seleccionados, esto se realiza con el fin de  evitar el alcance directo de niños y personas que puedan acercarse y por el otro tratar de que esto no interfiera el normal desempeño de las actividades de los habitantes. 

Las trampas son de captura viva, lo que permite que, si el animal capturado fuera de otra especie, doméstica o silvestre (Comadrejas, Perro, Gatos, etc.)  solamente con el accionar de la puerta, dichos animales podrán volver a su ambiente natural. 

Una vez que los ejemplares son capturados, se realiza un análisis veterinario para constatar que no presentan enfermedades que puedan transmitir a las poblaciones silvestres, posteriormente si los resultados de los análisis son satisfactorios, se procede a la liberación,  de no ser así, se procede a tenerlos en cuarentena para recién después liberarlos.